Lo Último

Tannehill dice que no cree en las pruebas de coronavirus de la liga

En la imagen, el jugador de los Titans de Tennessee Ryan Tannehill. EFE/Cj Gunther/Archivo
En la imagen, el jugador de los Titans de Tennessee Ryan Tannehill. EFE/Cj Gunther/Archivo
(CJ GUNTHER/)

Nueva York (EE.UU.), 10 oct (EFE).- El mariscal de campo de los Titans de Tennessee, Ryan Tannehill, dijo que ha perdido la fe en las pruebas de coronavirus que impuso la NFL como parte de su protocolo contra la pandemia del Covid-19.
Los Titans regresaron a los entrenamientos después de 11 días de parón inducido por el coronavirus, con 23 miembros de la organización dando positivo.
El partido de la cuarta semana tuvo que posponerse a la séptima, y su juego de la quinta estuvo a una prueba positiva de un destino similar antes de que finalmente se trasladara al martes.
Esa etapa de incertidumbre dejó a los jugadores de los Titans con desilusión, de acuerdo con las declaraciones que Tannehill escribió en su cuenta de Twitter.
Tannehill dijo que "desafortunadamente nosotros hemos perdido la fe en los sistemas de detección" de coronavirus por " todo lo que hemos tenido que pasar durante toda la semana y media pasada".
Con sus declaraciones, Tannehill se convierte en el segundo jugador de la NFL en cuestionar parte del protocolo de la liga.
El sábado, Jason McCourty, de los Patriots de Nueva Inglaterra, cuestionó si los protocolos de la NFL contra el coronavirus realmente tienen como prioridad la seguridad y salud de los jugadores.
McCourty citó el viaje de los Patriots a Kansas City el lunes, que se realizó tres días después de que el mariscal de campo Cam Newton diera positivo.
"Creo que fuera de aquí, a la gente que no tiene que caminar en nuestro edificio, ya sea de la oficina de la liga o de la NFLPA, no les importa" lo que suceda, dijo.
El esquinero incluso fue a más al decir que "para ellos no se trata de nuestro mejor interés, o de nuestra salud y seguridad, se trata de pensar: '¿Qué podemos hacer en cuanto al protocolo que suene bien, que se vea bien, y cómo podemos salir a jugar?'".
McCourty resumió que "Creo que lo que aprendí a lo largo de esta situación es que dependerá de nosotros, como individuos en este edificio, cuidarnos unos de otros".
El flujo de pruebas positivas de los Titans no fue repentino. Tuvieron hasta ocho pruebas positivas el 29 de septiembre, lo que los obligó a cerrar sus instalaciones, pero las pruebas positivas siguieron apareciendo hasta el 8 de octubre.
Tannehill podría tener razón en que las pruebas de la NFL son defectuosas porque el brote siguió propagándose, pero esa idea se ve seriamente socavada por el comportamiento reportado por los propios Titans cuando el virus golpeó su vestuario.
En medio del brote, se supo que los jugadores de los Titans, incluido Tannehill, habían participado en un entrenamiento informal en una escuela local el 30 de septiembre, un día después de que los Titans cerraran sus instalaciones.
El objetivo de ese cierre fue evitar la propagación del virus, pero los jugadores aparentemente decidieron reunirse, por lo que es posible que el cierre de los Titans se haya prolongado por sus acciones.
Debido a esos entrenamientos no autorizados por la NFL, el equipo enfrenta la disciplina de la liga por violaciones al protocolo de seguridad después de una investigación conjunta de la NFL y la NFLPA.
Luego de que la NFL ha sancionados a franquicias con multas de hasta 250.000 por sus entrenadores en jefe que no usan las máscaras de manera adecuada, la sanción económica contra los Titans podría ser elevada.