Lo Último

Robo al panadero en La Matanza: cayó “Teletubi”, uno de los ladrones que había escapado

Nueva detención en el caso del panadero (Infobae)

La Policía Bonaerense detuvo esta noche a un nuevo sospechoso por el asalto al panadero Gerardo Caivano, ocurrido este fin de semana en la localidad de Rafael Castillo, según informaron fuentes policiales y judiciales a Infobae.

El detenido Lucas Nuñes, alias “Teletubi”, de 18 años, es sindicado como el acompañante del chófer que se dio a la fuga. “Teletubi” fue encontrado por personal de la Comisaría Este 1ª de Rafael Castillo. Su arresto se concretó tras un allanamiento ordenado por el fiscal de menores Emilio Spatafora, en la zona de Isidro Casanova.

El sospechoso quedó registrado por las cámaras de seguridad cuando se escapaba malherido en un pierna y se subía a bordo del Fiat Idea. Al momento de la detención, el joven aún rengueaba por la herida.

Así fue la fuga de los delincuentes prófugos por el robo al panadero en La Matanza (Infobae)

Este martes por la mañana también se concretó el arresto del acusado de ser el conductor del Fiat Idea, apodado “Patacón”, en el que escaparon los delincuentes que el sábado último asaltaron al panadero, que se resistió al robo de su camioneta y mató a tiros a uno de los cómplices.

La detención se realizó tras un allanamiento llevado a cabo en una vivienda del Barrio 17 de Marzo, también en la localidad de Isidro Casanova.

El sábado pasado, Caivano forcejeó con uno de los cuatro asaltantes que quisieron robar su camioneta mientras estaba junto a su hijo de 15 años en la calle Ventura, cerca de su comercio. Le quitó el un arma a uno de ellos y le disparó a otro, de 17 años, apodado “Curly”, que murió en el lugar. Otro menor, Dylan G., fue aprehendido tras ser linchado a golpes por vecinos. Otros huyeron.

Dos de ellos fueron arrestados en la últimas horas por orden del fiscal Spatafora. Según indicaron las fuentes de la causa, los investigadores aún se encuentran en la búsqueda de un quinto cómplice.

Por otro lado, el delincuente de 17 años asesinado por el panadero Caivano recibió siete disparos al cuerpo con orificios de entrada y de salida, según confirmaron fuentes de la causa a Infobae. El dato surgió del resultado preliminar de la autopsia ordenada por Spatafora, donde además se reveló que los proyectiles extraídos del cadáver son de calibre 9 milímetros y no serían del revolver encontrado en la escena: un arma calibre .38 con la numeración limada.

La información que lanzó el examen forense detalló que 3 de los impactos son de entrada y salida y 4 sin salida. Así el fiscal a cargo de la causa, del Fuero Penal de Responsabilidad Juvenil del Departamento Judicial La Matanza aún evalúa distintas hipótesis para determinar si Caivano actuó o no en legítima defensa. Hasta ahora, el panadero permanece en su casa: el fiscal no tomó ninguna medida o temperamento en su contra.

Por el momento, Dylan C., el otro menor que fue detenido en el lugar tras ser linchado por los vecinos del barrio, se negó a declarar.

Seguí leyendo

Robo al panadero en La Matanza: capturaron a “Patacón”, el chofer de la fuga de los ladrones y buscan a otro prófugo

Qué reveló la autopsia al ladrón que mató el panadero de La Matanza

“Pibe chorro y un amigo impresionante”: el insólito homenaje en Instagram a “Curly”, el ladrón muerto por el panadero de La Matanza